Archivo de la etiqueta: aireadores

100% Colt International

Carta del CEO (Colt España S.A.)

Representa para mí un honor anunciar que el 15 de marzo de 2017 la sociedad Colt España S.A. pasó a ser participada al 100% por Colt International. De esta forma, la firma española se integra al completo dentro de Colt Group, renovando y afianzando su posición de liderazgo en el mercado nacional.

Sigue leyendo

TwitterLinkedInGoogle+FacebookCompartir

El control de humos de incendio en Centros Comerciales: 3. Estrategias de diseño y Metodología CFD

Estrategias de diseño

El procedimiento para el diseño de un sistema de control de humos en un centro comercial con dos o más plantas es más complejo que en aquellas superficies con una planta simple (por ejemplo, hipermercados y otras superficies especializadas). La geometría del edificio es significante en el diseño del sistema; los centros comerciales tienden a tener múltiple niveles, distribuciones en planta complejas, líneas de techo a diversas cotas…
Un incendio en la planta baja suele ser el peor escenario para el dimensionado de un sistema de control de humos en un centro comercial. El sistema que se implemente debe evitar que los gases de la combustión afecten a otras áreas y plantas del edificio donde se prevea la evacuación de las personas.
Por ejemplo, para limitar el ancho del penacho de humo en las balconadas de las galerías comerciales y reducir el flujo másico de humo, se suelen instalar pantallas canalizadoras, implementadas mediante cortinas o barreras de humo fijas y/o móviles.foto4
La evacuación de los gases de combustión se podría realizar a través de aireadores naturales instalados en cotas altas de la galería comercial, que podrían aportar también una ventilación así como iluminación natural al espacio interior.
El aporte de aire en el sistema de control de humos es de vital importancia; sin una compensación de caudales (entrada de aire y salida de humos), la efectividad del sistema puede ser un fracaso. Como posibles soluciones para el aporte de aire fresco de reposición en el sistema cabrían destacar: el uso de aireadores de depósitos de humos adyacentes no afectados por el incendio; inyección de aire en cotas bajas, por debajo de la capa de humos de diseño; apertura automática de puertas y ventanas, preferiblemente en cotas bajas y siempre por debajo de la capa de humos.

Sistemas de control de humos basados en prestaciones: metodología CFD

La norma UNE 23585:2004, en su apartado 1.7, permite la utilización de otros modelos de diseño distintos a los expuestos en la misma norma siempre que estén debidamente justificados tanto los métodos como su necesidad y sean aprobados por el órgano que tenga otorgadas las competencias en la materia de prevención de incendios.
Asimismo, la norma UNE 23585 permite el uso de modelos informáticos de simulación de incendios, concretamente dentro de su capítulo 5 Procedimiento de cálculo, apartado 5.5 Modelos de zona basados en ordenador.
La metodología CFD (Computational Fluid Dynamics) es una herramienta de cálculo que aprovecha su alta capacidad de procesado para predecir, mediante un modelo de campo previamente definido, los flujos internos de temperaturas y velocidades, monitorizando con el máximo detalle el comportamiento de los fluidos en todos los puntos del edificio.
Los modelos CFD más habituales analizan y simulan dicho comportamiento teniendo en cuenta el flujo de fluidos, la transferencia de calor y todos sus fenómenos asociados, mediante la resolución numérica de las ecuaciones diferenciales de Navier-Stokes. Estas ecuaciones describen la conservación de la masa, de la energía y del momento de un fluido en movimiento.
La determinación de los datos de partida y la definición de los objetivos a alcanzar son vitales para la correcta realización de la simulación de un incendio. Además se deben introducir las condiciones de contorno, basadas en experimentos previos o en la experiencia del diseñador, que nos puedan conducir a una solución única.foto6

El objeto/estructura a simular se divide en celdas tridimensionales en un proceso que se denomina mallado. La disposición, forma y número de estas celdas influyen considerablemente en la obtención de los resultados.
El programa trabaja resolviendo las ecuaciones en cada uno de los volúmenes de control creados, de tal manera que los datos de salida de cada celda son los de entrada de la contigua (caudal, temperatura, presión), generándose por lo tanto un modelo 3D en tiempo real del sistema descrito. A mayor número de celdas tridimensionales, mayor tiempo de computación y más precisión en el resultado.

Aireadores con rotura de puente térmico: ¿cuándo se recomienda?

En términos de eficiencia energética de los edificios, existe en los últimos años una creciente preocupación en torno a las emisiones de CO2 que se traslada – en términos legislativos – en la aplicación de políticas y normativas enfocadas al ahorro de energía y, en consecuencia, a las mejoras del aislamiento térmico a considerar. Es por ello que en los últimos años se ha extendido el concepto de la rotura de puente térmico (RPT) en las ventanas y perfiles de aluminio. Pero, ¿qué significa realmente? En términos de evacuación de humos en caso incendio (SCTEH), ¿en qué proyectos se recomienda la instalación de aireadores que dispongan de dicha prestación?

Un puente térmico es una zona donde se transmite más fácilmente el calor, por las características del material o por su espesor. Esto puede ocurrir en aquellos puntos concretos de perfiles de aluminio (ventanas, aireadores, etc) donde estén en contacto las superficies interior y exterior (principalmente en los marcos perimetrales), pudiendo dejar escapar una pequeña parte de calor a través suyo (el aluminio es un metal conductor). Para evitar esta transmisión de calor, se usan los sistemas de rotura de puente térmico (RPT), utilizándose principalmente productos termoplásticos (poliamida 6.6) reforzados con fibra de vidrio que se intercalan entre los perfiles de aluminio que conforman la ventana. Asimismo, se debe considerar este sistema en locales donde se estima que en su interior haya un valor de humedad relativa elevado (ya sea por desprendimientos de humedad  por proceso o bien por tasas de carga latente ), puesto que la combinación de este factor con una temperatura exterior muy baja podría llevar a que la temperatura del superficial del perfil interior estuviera por debajo del punto de rocío y que ése condensara si no se dispone de RPT. En términos de evacuación de humos en caso de incendio (SCTEH), Colt dispone de aireadores certificados según EN 12101-2 y con rotura de puente térmico, integrándose perfectamente a nivel arquitectónico a las diferentes carpinterías previstas tanto en fachadas (Colt Coltlite CLT)  como en lucernarios y/o cubiertas (Colt FL DUO, entre otros) que se proyectan en edificios de pública concurrencia y/o singulares.

firelight duo aireador natural doble compuerta RPT colt

Ahora bien, ¿necesitamos instalar siempre aireadores con rotura de puente térmico? La respuesta a dicha pregunta se debe analizar en cada proyecto en particular puesto que, si bien es cierto que su instalación garantiza la ausencia de condensaciones en el interior, existirán muchos casos en los cuales no se precisa dotar de prestaciones de rotura de puente térmico al SCTEH, pero que podremos cumplir con los requerimientos de ahorro energético mediante el uso de aireadores que ofrezcan un buen aislamiento térmico ( que se traduce en valores bajos del coeficiente de transmisión térmica U[W/m2ºK]), como por ejemplo el aireador Colt Apollo.

colt apollo aireador cubierta rotura puente termico

A título de ejemplo, en una nave de almacenamiento a gran altura (no es de esperar en principio una tasa de desprendimiento de humedad considerable en su interior) pero climatizada en el plano de trabajo inferior, debido al gran volumen interior (mezcla entre aire tratado y aire bajo cubierta)  y a las infiltraciones de aire que tendrá (inevitables y que tenderán a igualar los valores de humedad absoluta interior y exterior en todo momento), nuestra experiencia nos lleva a afirmar que se consiguen resultados plenamente satisfactorios mediante el uso de equipos de altas prestaciones térmicas, pero sin necesidad de que dispongan de RPT. En cualquier caso, y tal y como se ha indicado anteriormente, la respuesta a la pregunta del enunciado del artículo debe ser analizada en cada caso particular, con el fin de ofrecer la solución que mejor se adapte a las necesidades concretas de cada proyecto.